Escándalo en el PJ de La Punta: Renunció la Presidenta del Bloque y denuncia hostigamiento, maltrato y presionesPolítica 

Escándalo en el PJ de La Punta: Renunció la Presidenta del Bloque y denuncia hostigamiento, maltrato y presiones

Paula Bustos representaba en el Concejo Deliberante de La Punta los Intereses del Frente Unidad Justicialista, como Presidenta del Bloque. Este miércoles renunció y denunció persecución, hostigamiento, maltrato y hasta atentados contra la propiedad privada.

La sesión ordinaria en el Concejo Deliberante de la ciudad no fue una más, la máxima autoridad del Bloque Unidad Justicialista presentó una nota de renuncia en la que, además, denuncia una serie de delitos y el entorpecimiento malicioso hacia la gestión de Martín Olivero, responsabiliza de esos actos a la Presidenta del Cuerpo y candidata a intendente de Alberto Rodríguez Saá en la ciudad, María Isabel Valdivielso.

La nota de renuncia:

Presidente del Honorable Concejo Deliberante Ciudad de La Punta Sra. María Isabel Valdivielso

                                                                                                                                                                               Por medio de la presente me dirijo a Ud. para comunicarle mi renuncia indeclinable al Bloque Frente Unidad Justicialista, el cual presido.

Motiva mi decisión el hecho de haber sido hostigada en varias oportunidades, sometiéndome a diversos tipos de presiones y persecuciones dentro de mi propio bloque. En innumerables ocasiones, se han aplicado prácticas y métodos no persuasivos, sino de imposición, a fin de llevar a cabo objetivos que muchas veces fueron antidemocráticos, como en el caso de la elección de la presidencia de este HCD en sesión preparatoria N° 11/2018.

                                                                                                                                                                                 En esa oportunidad una persona que no ejerce cargo público ni partidario en la ciudad de La Punta, ni siquiera se domicilia en esta localidad, se presentó en nuestro Recinto para imponer quien debía ocupar dicho cargo, no teniéndose en cuenta la decisión de cada una de las integrantes del Bloque. Desde mi asunción como Concejal de la ciudad, he sufrido persecución política y hostigamiento constante. Recuerdo que el 28 de septiembre de 2016 una persona que dijo ser enviado por la conducción del partido me solicitó que entregue mi teléfono celular a fin de ser escaneado por las fuerzas de seguridad, para obtener información de mensajería respecto a los hechos ocurridos ese día en el Partido Justicialista de La Punta, a lo que no accedí. A los pocos días personas desconocidas vigilaban mi domicilio, apedreaban las cámaras de seguridad de mi vivienda y en una oportunidad cortaron con un elemento punzante una de las cubiertas de mi vehículo. El no haberme presentado ante las autoridades policiales a formular las denuncias correspondientes no fue más, que una clara muestra de lealtad a mi propio partido. Por lo acontecido solicité en su momento audiencia con el Gobernador de la Provincia Dr. Alberto Rodríguez Saá y la misma no me fue concedida.

                                                                                                                                                                                  He sido víctima de incontables acusaciones falsas, atropellos e injusticias, ensuciando mi imagen como mujer y como madre. Con el afán de frenar el progreso de la ciudad y entorpecer la gestión municipal, se dejó de lado la labor que debíamos realizar como ediles, en beneficio del vecino de nuestra ciudad, manejándose demagógicamente con un discurso confuso y ambiguo, por ejemplo a la hora de dar explicaciones ante la demora de expedientes de pliegos licitatorios. En situaciones como las enunciadas precedentemente no se tuvo en cuenta ni mi voluntad, ni mi palabra, y siempre se puso en duda mi lealtad hacia el Partido que represento. En varias ocasiones, a la hora de emitir despacho en las comisiones internas de este cuerpo, y luego de no consensuar con las integrantes de mi bloque, intenté abstenerme de firmar los mencionados despachos, y la presidenta de este HCD expuso en forma amenazante que lo acontecido llegaría a oídos del gobernador mediante audiencia solicitada por ella, lo que a mi criterio es algo totalmente irrelevante para la investidura de un gobernante provincial. Por ello, debí ceder en la votación y acompañar la voluntad del Bloque, otra muestra más de lealtad y consideración hacia el Dr. Alberto Rodríguez Saá. Por lo expuesto anteriormente, quiero desempeñar mi último año de mandato como Concejal de la ciudad, actuando con total libertad en las funciones y deberes que me competen. Atento lo expuesto anteriormente, es que le solicito a usted arbitrar y facilitar todos los medios administrativos para hacer efectiva mi renuncia al bloque.

                                                                                                                                                                                    Aprovecho la oportunidad para informarle que conformaré un nuevo bloque unipersonal denominado “Por La Punta”.

                                                                                                                                                                                   Quedo a su entera disposición y aprovecho a saludarla muy atte.

Articulos relacionados