Marcelo Díaz: “De este barco no me voy a bajar ahora,  ni siquiera si tengo un dolor”Deportes 

Marcelo Díaz: “De este barco no me voy a bajar ahora, ni siquiera si tengo un dolor”

Cruzó la Cordillera con la convicción de ser figura después de vivir en carne propia el sueño europeo. Criado en la U de Chile, jugó en el Basel y Hamburgo durante cinco años. Un breve paso por México y el arribo al fútbol argentino con 32 años. Dos veces campeón de América con Chile, la pesadilla continental de la Selección Argentina, Marcelo Díaz se corporizó en uno de los líderes de Racing. Desde el aspecto estrictamente futbolístico, claro. Aunque también, desde su voz referencial. A fin de cuentas, el Chelo no sólo es el equilibrista del puntero de la Superliga; además, es uno de los pilares del vestuario que comanda Lisandro.

Díaz es salida limpia, cerebro y timming en la mitad de la cancha. Jugó 17 partidos de la Superliga, 15 como titular, sumando 1396 minutos y 5,65 puntos de promedio Clarín. Es un puntal en el medio. Por eso Racing celebra su regreso a la cancha, después de la molestia en el soleo de la pierna izquierda que le impidió jugar el duelo contra Belgrano.

A fondo. Díaz intensificó los trabajos para llegar en condiciones al partido con Tigre. (FOTOBAIRES)

Newsletters Clarín

Lo que tenés que saber hoy | Las noticias más importantes del día para leer en diez minutos

De lunes a viernes por la mañana.

Recibir newsletter

“De este barco, no me voy a bajar ahora, ni siquiera si tengo un dolor”, aseguró Díaz, que brindó una conferencia de prensa junto a Nery Domínguez, casualmente su reemplazante.

“Ya estamos esperando el partido, que va a ser muy lindo. Estoy durmiendo bien y cuidando los detalles que pueden llegar a marcar la diferencia. Tigre va a ser un rival complicado pero nosotros sabemos que nos estamos jugando el campeonato”, agregó el chileno.

Díaz intensificó los trabajos de recuperación en los últimos días para estar a disposición de Eduardo Coudet. Para el Chacho, que levantó el pulgar para que llegara a la Academia, es un futbolista clave. No obstante, cuando lo consultaron respecto a la continuidad del entrenador, el mediocampista central eludió el tema.

“De eso no se habla, estamos muy metidos en el torneo”, apuntó. Y es cierto. Recién cuando se defina la Superliga, Coudet se sentará a resolver su futuro en Racing. Ni siquiera quiso renovar el contrato cuando se lo ofreció Víctor Blanco el año pasado. El presidente pretende que el Chacho siga al frente del plantel.

Hubo más palabras de Díaz. “Llegué con el grupo armado y me imaginaba esta situación. No dudé ni un minuto. El compromiso del equipo nos trajo hasta acá. Y no esperaba tanto cariño por parte de la gente. Me queda responder dentro de la cancha”, manifestó. El chileno es uno de los jugadores favoritos de la gente y esta tendencia puede verse reflejada en la venta de camisetas que lidera Lisandro, claro.

El Chelo elogió a Domínguez, quien suele ser la rueda de auxilio del puntero. Cuando falta un zaguero, ahí está el volante de Cañada de Gómez para cubrir el puesto. Cuando la ausencia está en el círculo central, también surge el santafesino. “Tiene buen pie; sabe cuando insertarse entre los centrales y cuando no; tiene muy buen pase largo; cabecea muy bien; hace buenas coberturas… es un jugador total y clave para el equipo”, analizó.

Díaz, justamente, ocupará el lugar de Domínguez ante Tigre. Volverá a patrullar el mediocampo con el objetivo que se propuso cuando llegó de Chile: ser campeón el fútbol argentino. Está muy cerca del sueño.

Articulos relacionados