Menú

Seguínos

Contrapunto por el DNU de las telecomunicaciones

El acto de apertura de las Jornadas Internacionales de la industria audiovisual mostró los contrapuntos entre el Gobierno, la oposición y los representantes de la industria, ante los reclamos para que se derogue el DNU de las telecomunicaciones, que ya hace más de un año estableció un control discrecional de precios y servicios de la TV paga, la telefonía e Internet.

Ese Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU 690), que dictó el presidente Alberto Fernández, desalienta las inversiones en el sector y genera cada vez mayores desequilibrios regulatorios e impositivos con las plataformas extranjeras de distribución de video, según plantearon los principales referentes de la industria de las comunicaciones, cuyo reclamo fue acompañado por el principal líder de la oposición al gobierno nacional.

El jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, planteó la necesidad de contar con “un Estado que trabaje con el sector privado para invertir de manera inteligente, para que la conectividad les llegue a todos. Un Estado que no cambie arbitrariamente las reglas de juego, sino que garantice la estabilidad a largo plazo. Un Estado que no ponga parches ni límites irracionales en los precios, sino que tome medidas que fomenten la inversión y las oportunidades de los usuarios”, dijo Rodríguez Larreta, en un mensaje grabado que envió para el acto de inauguración de las Jornadas Internacionales.

Claudio Ambrosini, presidente del Ente Nacional de Comunicaciones (ENaCom).

Por su parte, Claudio Ambrosini, presidente del Ente Nacional de Comunicaciones (ENaCom) y único representante del Gobierno que estuvo presente en el acto de inauguración de las Jornadas Internacionales, reconoció “las diferencias de criterios que tenemos con el sector”. Pero prometió “rearmar una mesa de diálogo constante, porque la relación público-privado no se tiene que perder. Tenemos que encontrar un entendimiento mutuo, que nos lleva a buen puerto”, dijo Ambrosini. 

Los representantes de la industria plantearon que si el objetivo del Gobierno era garantizar el acceso a los sectores más desfavorecidos de la población, podía contar con otras herramientas, como un servicio básico para sectores carenciados y los Fondos del Servicio Universal, que aportan las propias compañías prestadoras de servicios de telecomunicaciones, con el 1% de sus ingresos, que administra el ENaCom.

“En medio del diálogo y el trabajo conjunto, el gobierno dictó el Decreto 690, calificando como servicios públicos y congelando nuestros servicios. Congelamiento ajeno a nuestros costos e inadecuado para invertir y mantener nuestras redes, ante el crecimiento vertiginoso de la demanda y a contramano de la situación económica general”, planteó Walter Burzaco, presidente de la Asociación Argentina de Televisión por Cable.

Walter Burzaco, presidente de la Asociación Argentina de Televisión por Cable (ATVC).

Burzaco dijo que la inflación alcanzó el 51,4% el último año, mientras que el rubro de las comunicaciones “apenas aumentó sus precios la mitad” y las inversiones se redujeron en un 50% en moneda constante entre 2018 y 2020.

“El DNU no solo afecta a un sector. También niega oportunidades a la totalidad del cuerpo social, frente a la libertad otorgada a quienes prácticamente no generan empleo, casi no pagan impuestos y cobran en dólares. Me refiero a las plataformas de contenidos y a las redes sociales”, agregó Burzaco, en una crítica directa a la asimetrías regulatoria entre la TV por Cable y la TV satelital, frente a las plataformas tecnológicas extranjeras de la TV paga.

Es que Netflix, Prime Amazon y Disney, entre otras, usan la infraestructura de red de los operadores de TV por cable y prestadores de servicios de telecomunicaciones, pero no pagan por usar esos servicios. Y tampoco pagan los impuestos adicionales al ENaCom, que sí les corresponde a los operadores de televisión por cable y TV satelital.

“Creemos que hacen falta un alivio en la carga impositiva, leyes laborales que fomenten el empleo y evitar regulaciones que condicionen los precios de la libre oferta al público, como fue el Decreto 690, especialmente en mercados como éste, de alta competencia”, dijo Sergio Veiga, presidente de la cámara que nuclea a los proveedores de señales audiovisuales (CAPPSA). Y añadió: “Esperamos que todos estos temas puedan revisarse. Si se crea un entorno adecuado, hay una enorme oportunidad para que nuestra industria pueda desarrollarse”.

Sergio Veiga, presidente de la cámara que nuclea a los proveedores de señales audiovisuales (CAPPSA).

Mientras tanto, en el chat del acto de inauguración virtual varios dirigentes de la industria de las comunicaciones plantearon sus reclamos: “Por favor, no nos cuiden más. Los empresarios pymes hemos sido, por lejos, los mayores perjudicados como consecuencia del Decreto 690”, dijo un empresario. Y otro agregó: “El 690 es una clara demostración de la falta de predisposición al diálogo, ya que lo impusieron pese a la absoluta oposición de todo el sector”.  

Las Jornadas Internacionales continúan hasta el jueves, con la exposición virtual y una serie de debates cuyo tema central es la “Conectividad y competitividad para la inclusión y el desarrollo”.

Está previsto que mañana miércoles se realice una mesa donde debatirán sobre “la conectividad como herramienta de desarrollo económico y soluciones innovadoras para generar mayor competitividad”, con los CEOs de Telecom (una empresa cuyo 40% es de CVH, una compañía de los accionistas del Grupo Clarín), Telefónica, AT&T, IBM y el presidente de Toyota de Argentina. 

Mirá también

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Compartir nota

Lo más leído
Noticias Relacionadas
Últimas Noticias