Menú

Seguínos

Feletti recibió a Grabois y crecen las tensiones internas por el precio de la carne

Los cortocircuitos por la suba de la carne continuaron ayer con nuevos mensajes cruzados dentro del Gobierno. En medio de cuestionamientos internos desde distintas áreas, el secretario de comercio interior, Roberto Feletti, analizó el miércoles la política de precios con el líder social Juan Grabois y ayer recibió a los frigoríficos exportadores.

La reunión con el referente de la Unión de Trabajadores de la Economía Popular (UTEP), junto a los diputados nacionales Itai Hagman y Federico Fagioli, fue difundido por Feletti en Twitter, en donde destacó el acuerdo en las políticas para garantizar el acceso a la canasta básica y en adoptar medidas para “desacoplar” los precios de los alimentos en el mercado interno.

El funcionario se mostró así con un dirigente que en septiembre apuntó contra el ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, al sugerir que debía abandonar su cargo. La foto tuvo lugar el mismo día que Kulfas criticó a Feletti por plantear que para frenar los aumentos se evaluaba elevar las retenciones o crear fideicomisos entre privados para subsidiar el consumo interno.

Las tensiones también generaron la reacción del ministro de Agricultura, Julián Domínguez, quien si bien destacó el buen diálogo con el secretario de Comercio Interior marcó sus diferencias al señalar que no había sido convocado en su cargo para “hacer política”, función en la que reemplazó a Luis Basterra en septiembre tras la crisis de gabinete después de las PASO.

En sentido contrario a Feletti, Domínguez deslizó el miércoles la posibilidad de flexibilizar las restricciones a las exportaciones de carnes vigentes hasta fin de año y señaló que definirá en diciembre un “nuevo esquema”, sin precisar los cambios. Fue un acto en la Bolsa de Cereales de Buenos Aires junto a la Mesa de Enlace, entidad que advirtió que espera el fin del “cepo” a fin de mes.

Pese al fuego amigo, el reemplazante de Paula Español en Comercio Interior prosiguió ayer con un alto perfil y le pidió a los frigoríficos exportadores que “no se desborden” durante una reunión de 45 minutos, en la que reiteró su preocupación por las subas y evitó hablar de retenciones, una decisión que le compete principalmente al ministro de Agricultura.

La semana pasada, los precios de la hacienda saltaron un 25% y algunos de esos incrementos llegaron a las góndolas y a las carnicerías. El viernes pasado y luego de reunirse con junto a Domínguez, Kulfas y el ministro de Economía Martín Guzmán, Feletti comprometió a los principales supermercados a congelar por tres días los precios de la carne.

Los empresarios justificaron ayer los ajustes en una recomposición “cantada”, que implica un aumento del 44% hasta octubre, por encima de la inflación acumulada. Y propusieron rebajas impositivas y un régimen simplificado para carnicerías para mejorar los precios. El mensaje que se llevaron de Feletti es que Dominguez es el “director técnico”.

La exposición de “disidencias” tampoco cayó bien en el Ministerio de Economía, en donde creen que las retenciones a las exportaciones “tiene puntos defendibles, pero muchos objetables”. Allí defienden, no obstante, la necesidad de separar los precios locales de los internacionales y ven una “nueva etapa” a nivel global liderada por Joe Biden, quien decidió liberar reservas de barriles tras los altos precios del petróleo y exigir controles en los precios del petróleo y el gas en EE.UU.

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Compartir nota

Lo más leído
Noticias Relacionadas
Últimas Noticias